Volver

Puerto Madryn

Foto: Chubut - Puerto Madryn - Muelle y Fragata
Sarmiento

no nació espontáneamente. La ciudad actual es el resultado de la evolución histórica de su comunidad. Conocer esa evolución histórica es entender el real funcionamiento de la ciudad actual y sus tendencias, por ello es de suma importancia su evolución histórica.

Se toma como fecha de fundación el 28 de julio de 1865, fecha en que arriban a estas costas los 150 galeses a bordo del ¨Mimosa¨ y que denominan a ese Puerto natural "Puerto Madryn" en homenaje a Love Jones Parry, quien era barón de Madryn en el país de Gales. En realidad el poblamiento se hace efectivo a partir de 1886, cuando con mano de obra de inmigrantes galeses, españoles e italianos en su mayoría, se construye la vía de ferrocarril que une Puerto Madryn con Trelew.

A partir de ese momento Puerto Madryn se transforma en la puerta de entrada y salida a la colonia. La ciudad fue creciendo en forma paulatina alrededor de las actividades ferroviarias y portuarias y aquellas otras de servicios, como depósitos y comercios. Las vías ferroviarias y la costa eran las directrices más notables de crecimiento. Esta estructura se mantuvo funcionando hasta finales de la década del 50 y primeros años del 60. En esa misma década se levantan las franquicias aduaneras, desaparecen las últimas empresas marítimas de cabotaje, desaparece la Compañía Mercantil del Chubut y finalmente cierra el ferrocarril Patagónico.
Iniciando la década del 60 se instalan en la ciudad algunas industrias textiles, amparadas por regímenes de exenciones impositivas. Algunos años más tarde cierran la totalidad de las radicaciones industriales. La población decrece por emigraciones, viviendo la comunidad tiempos de incertidumbre.

Es por ese entonces que comienza a tomar forma la explotación de los recursos turísticos de Puerto Madryn y la región. También se crean expectativas con nuevas radicaciones de industrias. Entre ellas se destaca la planta productora de aluminio, hecho que se concreta a mediados del 70.

La fisonomía urbana no había cambiado mayormente, salvo que las instalaciones ferroviarias estaban vacías. La actividad que había dado nacimiento efectivo a la ciudad ya no existía y dejaba un vacío aún no ocupado. Aparecía un cambio, un paseo, el camino de El Indio, que entre los médanos y la costa, llegaba hasta el monumento del mismo nombre, con un recorrido aproximado de 3 kilómetros.
 

La ubicación de la planta productora de aluminio llevó a ubicar el área industrial al norte de la ciudad, y el muelle mineralero vedó prácticamente el uso público de la llamada Playa Las Piedras, tanto como la continuidad del paseo costero hacia el norte.

Desde la década del 70 se produce lo que conocemos como el crecimiento explosivo de Puerto Madryn, en menos de 10 años se duplico la población , se multiplicaron las radicaciones industriales, se extendió la ciudad para albergar a familias de las más diversas precedencias y aún extranjeros.

También la ciudad ha vuelto a adquirir en los últimos años un marcado carácter turístico, perfilándose como la cabecera de servicios de la región y acentuando su interés por el cuidado del medio ambiente

Foto: Puerto Madryn - Calle 28 de Julio (Pleno Centro)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Historia del Buceo en Puerto Madryn

 

 

 

 

Puerto Madryn es indiscutiblemente la Capital Subacuática Argentina. Sus aguas calmas y transparentes, su variada fauna, sus lugares amplios para el buceo le valen bien el título. La historia del buceo en Puerto Madryn se remonta a 1956, con la llegada de Jules Rossi.

Considerado como uno de los pioneros del deporte subacuático en el campo internacional, experimentado hombre rana con riesgosas actuaciones durante la segunda guerra mundial a las órdenes de Jacques Ives Cousteau, de la marina de guerra francesa, se trasladó a Buenos Aires con su esposa e hijo y trabó relación con quienes poco después pasarían a ser sus alumnos de buceo. Instaló después en el barrio de La Boca una fábrica donde se conocieron las primeras aletas, máscaras, snorkels, fusiles y trajes de goma de fabricación argentina.Corría 1956 cuando Jules Rossi, en la intuición de que nuestro país contaba con costas similares de su natal Marsella, propicias para el buceo, se lanzó a recorrer la costa atlántica hacia el sur, arribando a los golfos Nuevo y San José. Con su atuendo de submarinista apareció ante los ojos de los madrynenses como un ser de otro planeta. En 1957, el arribo a Madryn del buque de la Armada Argentina "Murature" resultó un factor clave en el desarrollo de las actividades subacuáticas. El pasaje a bordo arriba al Golfo Nuevo a practicar el nuevo deporte, el buceo, cuya difusión alcanzaba a todo el mundo. Buzos tácticos de la Armada, el famoso arquitecto Germán Frers, forman parte del grupo, junto a Chiche Speroni, Boby Helguera, y el comandante del buque, el Capitán Porretti. Jóvenes madrynenses se suman a las aventuras submarinas: Cachi Meani, Moro Patané, Catín Pérez, Cacho Comes, Negro Giménez, Malevo Medina. En el año 1958 nace la primera institución dedicada al buceo, llamada "Club de Buceo Puerto Madryn". El mecánico Juan Meisen Ebene copia el equipo autónomo de circuito Pirelli y se comienzan a sumergir con equipos caseros. Meisen Ebene también fabricó los fusiles con banda de goma, con los que comienzan los torneos de caza submarina. Es en esa misma época que Bruno Nicoletti es atrapado por la fiebre del buceo. Importa los primeros trajes de neoprene de Europa, los que ante las bajas temperaturas de nuestras aguas, revoluciona el buceo en Madryn y en todo el país. Luego instalaría la primera fábrica de insumos para buceo, que sigue funcionando en la fecha. En 1963 otro hito marca la historia del buceo en Madryn: se fondean a más de 30 metros de profundidad seis ómnibus que pertenecían al servicio urbano de pasajeros en Buenos Aires. Nace así el primer parque artificial submarino del país, gran orgullo en ese entonces para todos los madrynenses. La vasta fauna marina del lugar halló en los pasajes de los colectivos porteños el refugio ideal. Actualmente solo quedan algunos restos de los chasis depositados originalmente. En la década del 60 nació la Comisión Promotora del Turismo Submarino de la Bahía Nueva (COPROSUB) con el propósito de "proyectar y construir arrecifes artificiales dentro de los golfos San José y Nuevo", según indicaba un folleto de la época. Inicialmente las obras comenzarían en el área de la Bahía Nueva y promover el turismo submarino "será su objetivo e incentivar la inquietud por el mar y sus riquezas, su verdadera obra". Para la Comisión construir arrecifes artificiales y preservar los naturales era a su vez "colonizar el mar". Dentro del ambicioso proyecto se pudo concretar solo una pequeña parte, formando arrecifes artificiales frente a las costas de Madryn, lugares éstos que aún se siguen utilizando como tal y llevando turistas a los mismos, bajo la modalidad de "bautismo submarino".

 

Fuente: http://www.madryn.gov.ar

Vinculos relacionados con la fauna:

http://www.satlink.com/usuarios/f/fpnat/index.htm

http://www.fundorca.org.ar/

http://www.icb.org.ar/